Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en telegram
Compartir en email

Aguja de Ternera Gallega Suprema sin hueso

La aguja es la parte posterior del cuello. Tiene una textura que convierte en perfecta para estofar, hacerla al horno o para carne al caldero. Presentación en un trozo único.

Desde 13,50 /kg

Limpiar
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en telegram
Compartir en email

¿Quieres saber más?

La Aguja de ternera es una de las piezas de carne más versátiles a la hora de cocinar. Puede emplearse para cocido, estofado, carne ao caldeiro, guisos o mismo para hacer al horno. Es una pieza tierna y jugosa.

La aguja de ternera se envía en una única pieza y como todas las piezas de carne que vendemos online, envasada al vacío. La carne va etiquetada con su fecha de consumo preferente. Con el embalaje sin abrir, puede conservarse durante una semana en la nevera, pero recomendamos que, si no se va a consumir en los días siguientes a recibir el pedido de carne, esta se meta en el congelador. Congelada, la ternera mantiene sus propiedades y sabor.

La ternura y el sabor de la aguja de ternera, son el resultado de una alimentación natural de los animales (leche materna complementada con productos cultivados en Galicia como las patatas). El sello de calidad Ternera Gallega Suprema, certifica que nuestra carne procede de animales entre 8 y 10 meses, que fueron criados en libertad.

En O sabor dos Ancares puedes comprar carne gallega online, sin intermediarios, con un precio justo tanto para los ganaderos cómo para el consumidor.

Tu valoración

2 valoraciones en Aguja de Ternera Gallega Suprema sin hueso

  1. 5 de 5

    Paulo

    Deliciosa

  2. 5 de 5

    Leonor

    Sabrosa y tierna.Nos encanta

Añadir una valoración

Transporte frigorífico

Tu carne viajará en camiones frigoríficos bien al fresquito.

Pasarela de pago segura

Garantizamos la confidencialidad y la seguridad de tus datos.

Empaquetados al vacío

El sistema de empaquetado al vacío permite una buena conservación.